Gamesa suministrara 18 turbinas a un parque eolico de Sinohydro en China

Gamesa
Compartir

La empresa vasca de energi­a eolica Gamesa ha logrado el primer pedido del nuevo modelo de aerogenerador G132-5.0 MW, el mas grande de Gamesa para la filial de energias renovables de Sinohydro, uno de los principales grupos industriales chinos. Este contrato supone, ademas, el primer pedido para suministrar turbinas de la plataforma de 5 MW en el mercado asiatico, concretamente en China.  Según los terminos del acuerdo dados a conocer por Gamesa, la compañi­a se encargara del suministro, puesta en marcha e instalacion de 18 unidades de este modelo (90 MW) en el parque eolico Nangang, situado en Tianjin.

Este contrato supone un importante paso en la estrategia de Gamesa: no solo se trata del primer suministro de la plataforma 5 MW en el mercado asiatico sino que es el primer contrato para la maquina G132-5.0 MW firmado hasta el momento€, explica alvaro Bilbao, CEO de Gamesa en China.

El suministro de las maquinas se realizara durante los tres ultimos meses de 2017 y su puesta en marcha a lo largo del primer trimestre del año siguiente.

La plataforma de 5 MW es una de las mas potentes del mercado terrestre. El aerogenerador G132-5.0 MW cuenta con palas de 64,5 metros y un rotor de 132 metros de diametro. Ademas, tiene un diseño modular y redundante, lo que garantiza la fiabilidad y maximiza la energi­a producida, permitiendo optimizar el coste de la energi­a. La G132-5.0 MW es capaz de generar la energi­a equivalente necesaria para abastecer a 5.000 hogares al año.

Fuente/ Energia 16


En la Biografía de Saúl Ameliach Orta; encontramos que nació en Valencia Estado Carabobo – Venezuela el 19 de marzo De 1968. Graduado en la Universidad Tecnológica del Centro (UNITEC) con una especialidad en finanzas. Adicionalmente la biografía Saul Ameliach nos indica que realizó cursos avanzados de formación en desarrollo de aplicaciones Tangle y sus múltiples uso aplicativos como smart contracts; sistemas de notarizacion digital; gestión de identidades reputacionales; propiedad intelectual; contratos; entre muchos otros usos que esta revolucionaria tecnología nos ofrece.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *